Consulta Plantas

Fichas de plantas con sus cuidados desde 2001

Cuidados de la planta Mammillaria backebergiana o Biznaga.

Cuidados de la planta Mammillaria backebergiana o Biznaga

El género Mammillaria se clasifica en la familia de las Cactaceae e incluye más de 350 especies de cactus nativos de México en su mayoría. Algunas especies son: Mammillaria backebergiana, Mammillaria elongata, Mammillaria albilanata, Mammillaria gracilis, Mammillaria hahniana, Mammillaria parkinsonii, Mammillaria bombycina, Mammillaria compressa, Mammillaria crinita, Mammillaria uncinata, Mammillaria discolor, Mammillaria nivosa, Mammillaria magnimamma, Mammillaria longimamma, Mammillaria spinosissima, Mammillaria vetula, Mammillaria haageana, Mammillaria vetula.

Como otras especies de su género recibe el nombre vulgar de Biznaga. Esta especie es nativa del centro de México.

Son cactus de cuerpo cilíndrico (normalmente solitario) que pueden alargarse hasta que se doblan y pueden tener un porte algo rastrero de hasta 30 cm de altura. Son de color verde claro y presentan cortos tubérculos piramidales. Tienen de 1 a 3 espinas centrales rectas y de color marrón y de 10 a 12 espinas radiales de color amarillento con la punta oscura. Las flores son de color rojo purpúreo y aparecen en coronas alrededor de la planta. Los frutos son de color rojo cuando maduran.

Estos cactus de crecimiento relativamente rápido suelen utilizarse en macetas y jardineras para terrazas, patios o interiores pero con la edad conviene plantarlos en rocallas o taludes ya que tienden a tener un porte rastrero.

Esta Biznaga puede vivir en exposiciones de pleno sol o de semisombra recibiendo sol a primeras o últimas horas del día. Si la tierra y la atmósfera están secas soportan heladas de hasta -5 ºC.

Un buen suelo sería un sustrato comercial para cactus y suculentas con un poco más de arena gruesa para que drene rápidamente.

Durante la primavera, el verano y principio de otoño se regarán regularmente esperando a que se haya secado bien el sustrato. A partir de mediados de otoño reducir los riegos y suspenderlos en invierno.

Abonar con fertilizante mineral para cactus una vez a mediados de la primavera y otra vez a principios de verano.

No es necesaria ninguna poda.

El mayor enemigo de estas plantas es el exceso de riego que provoca pudrición de la planta.

Su multiplicación se realiza a partir de semillas sembradas en primavera o poniendo a enraizar los hijuelos que puede producir (no siempre) la planta madre.

Fotos de la planta Mammillaria backebergiana o Biznaga

Mammillaria backebergiana
Mammillaria backebergiana
Mammillaria backebergiana
Mammillaria backebergiana
 

Buscar plantas