Consulta Plantas

Fichas de plantas con sus cuidados desde 2001

Cuidados de la planta Hyssopus officinalis o Hisopo.

Cuidados de la planta Hyssopus officinalis o Hisopo

El Hisopo es una planta herbácea medicinal que se usa desde la Antigüedad y su nombre proviene de la palabra hebrea "esob".

El género Hyssopus se integra en la familia de las Labiadas y lo forman varias especies originarias de Asia Menor y el sur y centro de Europa. Sus principales especies son: Hyssopus officinalis, Hyssopus aristata, Hyssopus vulgaris. Su nombre vulgar o popular es Hisopo.

Los Hisopos son plantas herbáceas o subarbustivas que forman matas densas y alcanzan los 60 cm de alto. Sus hojas pequeñas y muy olorosas tiene forma oblongo-lanceoladas. Las flores del Hisopo se presentan en espigas y son de color azul (a veces rosadas o blancas). Florece durante la época cálida.

Se utiliza para crear setos bajos o, mejor aún, para formar un jardín de plantas aromáticas. Sus hojas aromáticas se emplean en cocina para ensaladas y otros platos. En cuanto a sus propiedades medicinales es una planta con propiedades expectorantes y antitusígenas (para bronquitis, amígdalas y asma) y también se usa para tratar heridas y gusanos intestinales.

Necesita una ubicación soleada. Su temperatura ideal se situa entre 15-25 ºC, aunque puede vivir también en climas templados-fríos.

El Hisopo es una planta bastante rústica que no necesita un suelo especial, aunque prefiere los calizos. La plantación la realizaremos en primavera o a finales de invierno.

Sólo necesita riegos suficientes para que la tierra no quede seca.

No necesita abonado, sólo en la época de floración si queremos potenciarla (fertilizante mineral).

No suele ser atacada por las habituales plagas del jardín.

El Hisopo se puede multiplicar por semillas sembradas a final de invierno o principios de primavera o por división de mata cuando la trasplantemos.

Fotos de la planta Hyssopus officinalis o Hisopo

Hyssopus officinalis
Hyssopus officinalis
Hyssopus officinalis
 

Buscar plantas