Consulta Plantas

Fichas de plantas con sus cuidados desde 2001

Cuidados de la planta Aeonium virgineum o Góngaro canario.

Cuidados de la planta Aeonium virgineum o Góngaro canario

En la familia de las Crassulaceae encontramos al género Aeonium compuesto por unas 75 especies de plantas suculentas originarias, en su gran mayoría, de las Islas Canarias así como de Madeira, Marruecos y el África oriental. Algunas especies son: Aeonium virgineum, Aeonium percarneum, Aeonium canariense, Aeonium glutinosum, Aeonium mascaense, Aeonium arboreum, Aeonium tabulaeforme, Aeonium undulatum, Aeonium spathulatum, Aeonium simsii.

Recibe los nombres vulgares de Góngaro canario o Siempreviva y el nombre científico de Sempervivum virgineum. Es una especie originaria de las islas Canarias.

Es una planta suculenta de porte arbustivo ramificado y más bien compacto con rosetas de hasta 25 cm de diámetro. Presenta carnosas hojas de color verde vivo, con pelillos glandulares, que se ponen rojizas con el sol directo. Las flores aperecen en inflorescencias de unos 40 cm de altura y son de color amarillo. Florecen desde finales de invierno a principios de primavera.

Se emplean para formar grupos en el jardín, como ejemplares aislados o en rocallas. Son plantas ideales para jardines costeros mediterráneos o para macetas y jardineras en patios y terrazas.

El Góngaro canario se cultiva en una exposición de sol directo (tomará tonos rojizos) o de semisombra. En cuanto a la temperatura invernal mínima es mejor que ésta no baje de los 7 ºC.

Son capaces de prosperar en cualquier suelo bien drenado, ya sea rocoso o arenoso, pero agradecerán que contenga un poco de materia orgánica. El trasplante de maceta se lleva a cabo a principios de otoño.

Estas plantas resisten bien la sequía por lo que los riegos serán moderados esperando a que se haya secado bien la tierra antes de regar. En invierno no conviene regarlos si están en exterior y se producen algunas lluvias; en maceta bastará con regar 1 vez al mes.

Añadir como abono, si se desea, un poco de materia orgánica a finales del otoño.

No necesitan poda pero al empezar la primavera pueden eliminarse las rosetas dañadas. Además pueden recortarse las flores marchitas.

Pueden sufrir ataques de hongos si existe un exceso de riego o de humedad y de cochinillas si el ambiente es muy seco y caluroso.

Es posible multiplicar estas plantas a partir de semillas sembradas en primavera o realizando esquejes en la misma época.

Fotos de la planta Aeonium virgineum o Góngaro canario

Aeonium virgineum
 

Buscar plantas